miércoles, julio 17, 2019

ALAS DE PASIÓN de Juan Carlos Luis Rojas Grupo Paginantes en Facebook Nº 42


Alas de pasión
Alas vehemente de pasión
vuela mi sueño/
hacia un cielo de luz que nace
verde corazón
de alegre primavera.
Amor altar etéreo
donde en dulzuras o tristezas
suele /irremisible/
ofrendarse la vida.
Cóndor que vuela ingrávido
escrutando las cumbres.
Alas de fuego.
Sueño incomprensible de los sueños.
Soledad de soledades.
En las alturas del alma
golpea a veces
el frío soplo de la tristeza.
Nieve y viento
sobre las palabras calladas.
En la roca dura.
En las blandas nubes.
Destello rasante/
embebido de dicha/
el amor pasa.
En el cuerpo invisible del espíritu
deja una estela/
Hálito benigno de luz
que puede ser inasible.
¡Ah, cuando te mira el amor
derrama de sus ojos la miel del espíritu!
Y sus alas de cóndor /
de paloma/
de fuego
despiertan tesoros ocultos/
júbilos dormidos
de voces secretas.
¡Decidida
la temeraria candidez
sube a sus alas!


PP 22 3 42

viernes, julio 12, 2019

UN DISPARO PERFECTO


Por Gregorio Riveros.
Pampanito / Venezuela.
El poeta Baltasar Valdivia Parra lo único que pretendía era matar su tristeza infernal. Pero la tristeza llegaba, una y otra vez. Y aquella noche, fue suficiente que llegara con su instante de presencia dolorosa para retomar el deseo de asesinarla sin piedad. Eran tardes lluviosas de agosto que dejaban en el ambiente una sensación de profunda pesadumbre y desolación. Su mente tormentosa estaba acorralada, doblegada, con el ánimo abatido. Su desconsuelo se internaba en una presencia oscura que lo encerraba en los barrotes grises de una melancolía insondable. Hubo algunos días que pudo escapar, y se escapaba, y podía salir de su depresión agobiadora. Salía para la calle a caminar por el centro de la ciudad como una salvación fugaz para mirar rostros múltiples y desconocidos. Verlos andar le resultaba entretenido y le hacían sentir parpadeos alegres de la vida. Pero eso no bastaba en los otros días grises. Aún así, salía de la solitaria habitación a caminar por la ciudad donde veía la gente pasar hasta que todos se desaparecían en la pérdida de importancia de la mirada del poeta cansado de mirar. No se satisfacía en nada. Esas miradas no lo calmaban, no representaban ninguna alegría, ni vitalidad, ni compañía. Por el contrario, su estado emocional se trasladaba hacia una terrible sensación de soledad, de abismo, de caída inevitable en las arenas movedizas de un desasosiego fatal. Llegaba al fin, a las intensas penumbras donde todos los pensamientos del orden y de la normalidad social convenida eran destrozados y abandonados sin escrúpulos. Era el lugar, o el momento, donde se convertía en un potencial asesino de la tristeza. Lo había pensado muy bien, lo había planificando, caerle a balazos y desangrar la tristeza hasta lograr su muerte. Y aquella tarde gris, más gris y más fría que nunca, se preguntaba ¿Cómo matar la tristeza sin daños colaterales?. No buscó más opciones, ni siquiera pensó en el psiquiatra. Era un hombre decidido a matar su tristeza. Colocó la pistola en su boca. La introdujo, hasta llegar con su punta, muy cerca de la garganta. Apretó el gatillo, y la bala no estalló. Aún así, probó el vértigo, la adrenalina, la sórdida y nerviosa sensación triunfal de presenciar el momento previo del final planificado y construido con sus propias manos. Pero ese no era su día. No era su hora de morir. Y llegó el día siguiente y trajo su noche inexorable con su laberinto infinito. Baltasar repitió el ritual: la pistola, la boca, la garganta, una noche más larga, más lóbrega; y al final, un disparo perfecto.
Por Gregorio Riveros.
Pampanito / Venezuela.

POR FAVOR AYÚDENME A DIFUNDIR


POR FAVOR AYÚDENME A DIFUNDIR, POR LA GRIPE SUMADA AL ACCIDENTE NO ESTOY EN CONDICIONES DE DAR TALLER LITERARIO. RECIÉN VOY A PODER REINICIAR LAS CLASES EL LUNES 15
GRACIAS
UN ABRAZO
LUIS ALBERTO BATTAGLIA

UN BORRÓN


Es un borrón un poquín Loco
que a fuerza de no ser no existe,
que se bebe la vida poco a poco...
amarga y triste.
Tiene por ojos cuatro lApiceras
¡pero ojo! que los ojos son de veras,
cuando escriBe te mira y te delira
como si fueras tú que no existieras.
Un ojo se perdió por el tacuara,
otro se desmayó por las praderas.
Es un simple borrón que espera en calma,
¿y qué quiere lograr con insistente?
un borrón que se borra de repente...
mi alma.

LUIS ALBERTO BATTAGLIA
12/7/2109

viernes, julio 05, 2019

MI ALMA TIENE PRISA compartido por Jorge Russo Grupo Paginantes en Facebook Nº 41


MI ALMA TIENE PRISA (Poema golosinas)
por Mário de Andarde
Lealtad con uno mismo.
Conté mis años y descubrí, que tengo menos tiempo para vivir de aquí en adelante, que el que viví hasta ahora…
Me siento como aquel niño que ganó un paquete de dulces: los primeros los comió con agrado, pero, cuando percibió que quedaban pocos, comenzó a saborearlos profundamente.
Ya no tengo tiempo para reuniones interminables, donde se discuten estatutos, normas, procedimientos y reglamentos internos, sabiendo que no se va a lograr nada.
Ya no tengo tiempo para soportar a personas absurdas que, a pesar de su edad cronológica, no han crecido.
Ya no tengo tiempo para lidiar con mediocridades.
No quiero estar en reuniones donde desfilan egos inflados.
No tolero a manipuladores y oportunistas.
Me molestan los envidiosos, que tratan de desacreditar a los más capaces, para apropiarse de sus lugares, talentos y logros.
Las personas no discuten contenidos, apenas los títulos.
Mi tiempo es escaso como para discutir títulos.
Quiero la esencia, mi alma tiene prisa…
Sin muchos dulces en el paquete…
Quiero vivir al lado de gente humana, muy humana.
Que sepa reír, de sus errores.
Que no se envanezca, con sus triunfos.
Que no se considere electa, antes de hora.
Que no huya, de sus responsabilidades.
Que defienda, la dignidad humana.
Y que desee tan sólo andar del lado de la verdad y la honradez.
Lo esencial es lo que hace que la vida valga la pena.
Quiero rodearme de gente, que sepa tocar el corazón de las personas…
Gente a quien los golpes duros de la vida, le enseñó a crecer con toques suaves en el alma.
Sí… tengo prisa… por vivir con la intensidad que sólo la madurez puede dar.
Pretendo no desperdiciar parte alguna de los dulces que me quedan…
Estoy seguro que serán más exquisitos que los que hasta ahora he comido.
Mi meta es llegar al final satisfecho y en paz con mis seres queridos y con mi conciencia.
Tenemos dos vidas y la segunda comienza cuando te das cuenta que sólo tienes una.

Mário de Andarde (Sao Paulo 1893 – 1945)

PP 22 3 41


jueves, julio 04, 2019

NO SON LOS MUERTOS

No son los muertos los que en dulce calma
la paz disfrutan de su tumba fria,
muertos son los que tienen muerta el alma
y viven todavia.


No son los muertosnolos que reciben
rayos de luz en sus despojos yertos,
los que mueren con honra son los vivos,
los que viven sin honra son los muertos.

La vida no es la vida que vivimos,
la vida es el honor, es el recuerdo.
Por eso hay muertos que en el mundo viven,
y hombres que viven en el mundo muertos


Antonio Muñoz Feijoo


Poema de Antonio Muñoz Feijoo https://www.youtube.com/watch?v=JFG1ewpLOYU




CARTA A LOS JÓVENES


Al filo de la medianoche 8/7/19
TE CUENTO UNA HISTORIA NOTA 52
CARTA A LOS JÓVENES
  Hoy, que miro para atrás y veo tanto y hoy, que miro para adelante, con temor, el territorio de la ausencia. Es hoy, es justamente hoy, cuando descubro lo hermoso que es vivir. Soy escritor y entonces ¿cómo no contarlo? Nos pasamos la vida preocupados por cosas que no hacen a su esencia. Corremos siempre pero sin llegar a descubrir que corremos porque queremos escaparnos de nosotros mismos.
  A ustedes, a los jóvenes, a los herederos de todo lo bueno y de todo lo malo que hicimos. A ustedes, que hacen uso de la tecnología que les dejamos, de la cultura que les dejamos, de nuestros inventos, de nuestros sueños. Pero a ustedes también, que respiran el aire contaminado que les dejamos, los ríos y los mares sucios que les dejamos, la guerra y la muerte y el egoísmo que nos hizo no entender que el mundo sigue y que debemos cuidarlo.
  Hoy, con el orgullo de formar parte de una generación que cambió el mundo para bien y con el dolor de ser parte de una generación que arruinó el mundo. Hoy quiero decirles y pedirles por favor, NUNCA VENDAN SUS SUEÑOS ni caros ni baratos. Nunca olviden que tienen padres y hermanos pero que también tendrán hijos o, en todo caso, sobrinos, y que a unos y a otros les debemos, ser nobles y juiciosos.
  Seamos idealistas, luchemos por nuestras causas, seamos solidarios, seamos buenos. Entendamos que el dinero es un medio, y un gran medio sin duda, pero que nunca debe ser un fin. No mintamos a quien nos cree, no traicionemos a quien confía en nosotros, y no perdamos de vista el concepto de comunidad. La vida es como un partido de fútbol, un equipo en el que cada uno tiene su puesto. No se puede ganar solo, gana el equipo o perdemos todos.
  No busquemos acaparar para un futuro que no va a existir sin seguimos insistiendo en acaparar. Amigos, el oro no se come. Si no entendemos el respeto a la naturaleza y a nuestros hermanos mayores los animales, si no somos capaces de tender una mano al humano caído y de orientar al que perdió la senda. Si no sabemos hacer despertar al dormido y reanimar al derribado por la pena. Si no anhelamos que los demás sean felices. Si no nos importa la injusticia, ni el sufrimiento. Si no nos preocupa que los pobres tengan para comer en un mes el mismo dinero (en el mejor de los casos) que destinan los ricos para alimentar a sus mascotas.
  Si no nos preocupa la violencia de género ni la discriminación, ni el desamparo. Si transitamos por el mundo sin oír, sin ver, sin pensar. Entonces amigos se impone la gran pregunta. ¿para qué nos sirve vivir? Repito ahora una frase que no por reiterada deja de ser maravillosa: “el que no vive para servir, no sirve para vivir”.
  Ahora sólo queda esperar haber podido transmitir algo importante, que les sirva, como de joven me servía a mí escuchar a quienes ya no eran jóvenes.
  Les doy un abrazo y por escucharme
Muchas gracias
Desde el alma
Luis Alberto Battaglia