lunes, junio 17, 2019

POR ARTE DE MÚSICA



Veo caerse las sombras
desde mis ojos sin tiempo
mientras desangra la noche
el silencio
y se dibujan los gnomos,
mi alma presiento
en la ventana en penumbra
como mis sueños.
Veo morirse las horas
en un reloj del recuerdo
y en la estación solitaria
tu tren de invierno.
Y si esta música suave
vale por ellos
que se levanten del mundo
los cantos viejos.
Los Beatles, Sinatra y Elvis,
Carlos Gardel y Sui Generis,
Spinetta, Chopin, Malher,
Beethoven, Marley y Mozart,
Alberto Cortez, Yupanqui,
Jara, Lennon y Cerati,
Cafrune, Tchaikovsky y Bach,
Rubinstein, la negra Sosa,
Hernán Figueroa Reyes,
Yepes, mi piano desierto;
y esta vida silenciosa
la pueblen.
Que nos liberen del miedo,
del nunca más, del olvido,
del ser y no ser, del todo,
del vivir y haber nacido.

LUS ALBERTO BATTAGLIA
17/6/2019

viernes, junio 14, 2019

DE BLANCURA Y CEREZA de José Víctor Rosales Grupo Paginantes en Facebook Nº 36


DE BLANCURA Y CEREZA...
Mi momento divino
lo viví yo contigo
esa noche inmortal
fuiste tú mi princesa
con tu boca de fresa
y tus ojos de mar.
De quien fueron tus ganas
cuando te desnudabas
cuando me provocabas
en silencio quebrado
con el ritmo espantado
de tu respiración.
Al calor de ese vino
Y tu rubor divino
con vergüenza y pasión
en la mezcla perfecta
de inocencia y lujuria
de condena y perdón.
Quien leía en tu cara.
la intención de perversa
de ser más que una piel
dulce como la miel
para ser inmortal
en mi instinto animal.
Para ser todo un reto
y vivir lo perfecto
al sangrar con tu espina
como rosa ladina
el instante más lindo
y morirse con él.
Esos tus movimientos
de caderas perfectas
esos labios mordidos
esa boca entreabierta
el sudor de tus senos
y el erizo en tu piel.
En el cuarto repleto
de momento perfecto
con aroma a vino
y sabor a tu ser
el sabor de la hembra
que quiere ser mujer.
Más fortuna no puedo
ni merezco pedir
sería como exigir
el merecer la gloria
el vivir siempre en ti
como sombra servil.
Mis palabras se mudan
a tu mente de reina
para que las escuches
en la magia de amor
ya no me pertenecen
porque viven en ti.
Solo puedo decir
que ese instante divino......
de blancura y cereza
de locura y pureza
de tu cara....princesa
nunca se ha de morir.
Pues el cuerpo se va
pero el alma no muere
ni el momento vivido
ni el sentirme tu dueño
porque vives en mí
así como yo vivo en ti.

PP 22 3 36

HECHO!!!

én nos enseñó a vivir todos los días como si fuera el mejor día de la historia! Que llenó el mundo con una hermosa sonrisa y un alma dulce.
Ahora miro a los que tienen tiempo de leer este post hasta el final..... (creo que voy a descubrir los primeros 5. 😊
El cáncer es muy invasivo y dañino, incluso después del final del tratamiento, su cuerpo sigue luchando para restaurar el daño causado por la terapia de radiación / quimioterapia. Es un proceso muy largo (100 % cierto).
Por favor, en honor a un miembro de la familia o a un amigo que murió, o sigue luchando contra el Cáncer o incluso tuvo cáncer, pero curado; copiar y pegar (no compartir) en tu página.
Así que voy a saber quién lo leyó, 😍 por favor escribe 'hecho' para que podamos ver juntos el poder de la unidad!
Publicando en honor a tantos (demasiados) que han luchado y los que siguen luchando contra el cáncer.
Especialmente durante la temporada de vacaciones. Disfruta del tiempo pasado con la familia, los amigos y los seres queridos.

Un abrazo paginante

LUIS ALBERTO BATTAGLIA

DEL Diario de Ana Frank de Susana Grimberg Escritora (nick de Facebook) Miembro del Grupo Paginantes en Facebook


“El Diario que hizo que Ana Frank, viviera más allá de los tiempos aciagos del nazismo”
SUSANA GRIMBERG ESCRITORA·MIÉRCOLES, 12 DE JUNIO DE 2019

   En la nota en la que hablé sobre el ocio como un tiempo para crear, me referí a Ana Frank quien, en el anexo, además de los momentos para estudiar organizados por el Sr, Frank, su padre, la adolescente aprovechaba los momentos de ocio para escribir su diario. Ana, con su escritura, logró vivir más allá de los años devastadores del nazismo.
   Suelo hacerme la misma pregunta que el director rumano Radu Mihaileneau nos hace llegar a través de uno de los protagonistas de su película “El tren de la vida”: “¿Qué importa si Dios existe? Pregúntense si existe el hombre”.
   El Sr. Frank, le regaló a Ana un diario el día en que festejaba su 13º cumpleaños, el 14 de junio de 1942.  Mi nota tiene que ver con este hecho y la importancia de que no caiga en el olvido. 
   La lucha angustiante del Sr. Frank
   En contraposición a lo que muchos criticaron, el Sr Frank, hizo todo lo posible para rescatar a su familia del horror nazi: solicitó asilo a EE.UU. y a Cuba para salvarlos. Hizo más de lo posible para conseguir las visas, pero se vio frustrado cuando los países aliados y del Eje endurecieron sus políticas inmigratorias, según los documentos difundidos recientemente. Las espeluznantes cartas escritas por el padre de Ana Frank, fueron publicadas a mediados de febrero de 2007 en Nueva York.
   También envió, desesperadamente, cartas a amigos y familiares que vivían en EEUU en las que pedía lo ayudaran a hacer frente a los costos de inmigración en momentos en que intentaban escapar de Holanda.
   "No lo pediría si las condiciones aquí no me obligaran a hacer todo lo que puedo antes que sea tarde, de modo de evitar cosas peores" escribió Otto Frank a su amigo Nathan Straus, en abril de 1941. "Es por el bien de los chicos (…). Nuestro destino es menos importante". Straus, hijo del propietario de los almacenes "Macy's", intentó ayudar a los Frank. Él, junto con Helen, su mujer, acudieron al Departamento de Inmigración del servicio nacional de refugiados y contactaron al Departamento de Estado norteamericano.
   Estas cartas, junto con documentos y registros de varios organismos que ayudaron a la gente a emigrar de Europa, fueron dados a conocer por el Instituto YIVO de Investigaciones Judías, institución con sede en Nueva York.
   Los documentos ponen al descubierto la forma como Frank intentó lograr que su familia —integrada por su esposa Edith, sus hijas Margot y Ana y su suegra Rosa Hollander— pudiera viajar a Estados Unidos o Cuba. Para ello escribió cartas a familiares, amigos y funcionarios entre el 30 de abril de 1941 y el 11 de diciembre de 1941, cuando Alemania le declara la guerra a Estados Unidos. Frank consigue una visa para Cuba, pero se la anularon en diciembre de 1941, cuando EEUU entró en la guerra.
   La familia con algunos amigos, se ocultaron en julio de 1942, logrando mantenerse ocultos durante más de dos años antes de ser arrestados.
   La escritura de Ana
   Quiero contarles que yo tenía alrededor de ocho años cuando mis padres pusieron entre mis manos la obra de teatro “El Diario de Ana Frank”. La misma, fue estrenada en Buenos Aires en idish, en junio de 1957; en julio, en italiano, por la compañía de los Jóvenes Actores italianos y, en agosto, en castellano, por el IFT.
   Fue un acercamiento extraño porque, desde ese día, muchas veces me sentí Ana. Junté fotos de artistas, estrellas de Hoollywood y empecé a escribir mis diarios además novelas cortas. Lo cierto es que la escritura me cautivó y la poesía continúa cautivándome como cuando era adolescente y soñaba con un mundo mejor.
   Como Ana, yo creía en la bondad innata de los hombres. 
   Vuelvo a al día en que mi madre me entregó el diario de Ana. Lo leí casi sin respirar. Recuerdo que el tibio atardecer fue devorado por una noche atormentada. Yo era Ana. Desbordada por las lágrimas, balbuceé la pregunta que no tuvo ni tiene respuesta. ¿Por qué? Mientras se lo preguntaba, la voz de Ana asomaba a mi propia voz. Ana estaba viva.
_ “No podíamos hacer esto, no podíamos hacer aquello. Obligaron a mi papá a dejar su negocio..., yo tuve que entregar mi bicicleta..., no pude ir más a la escuela común holandesa... ni al cine... ni andar en automóvil... Nos obligaron a usar la estrella amarilla sobre nuestras ropas...”
   Después de interminables y por cierto perversas prohibiciones, el anexo detrás de la fábrica. Para que en ese espacio, la vida fuera sea posible, era necesario un padre. Un padre que ponga en función una ley paterna fundamental.
   En Deuteronomio, 30, es decir en Palabras, en el versículo 19, esta escrito; "...La vida y la muerte puse ante vosotros, la bendición y la maldición. Tú escogerás la vida, para que vivas tú y tú simiente...".
   "Elegir la vida", es lo que hizo el Sr Frank. Y eligió por la vida de todos, la de ellos y la de aquellos que, desesperados como él, buscaban refugiarse del horror nazi.
   El Sr Frank, tuvo la ilusión de que esto sería posible. Para él, sólo había que esperar. Y organizar: los lugares de cada uno, los tiempos para hablar, para estudiar, para comer, para ser. Respetando las diferencias, las coincidencias iban a tener su lugar.
   Un padre, insisto, es el que transmite el deseo de vivir, única vía de asegurar la perdurabilidad de su obra, los hijos. Como al artista, una vez que fue puesta en el mundo, fuera de él, su obra no le pertenece porque lo creado no es de su propiedad. Sí, es suya la transmisión de! deseo de existir.
   Ana necesitó imaginar que el anexo era una casa de huéspedes, una casa de verano. Gritó la sorpresa de reencontrarse con las fotos de artistas, apretó el diario que el padre le regalaba y corrió a buscar un lápiz en la oficina.
   _ “¡Ana! ¡No! No quiero que traspases esa puerta jamás” – la frenó el padre.
   Nunca más salir, nunca más aire puro, nunca más correr ni saltar, escribe Ana.
   _ “Será duro, lo sé” – dijo el Sr Frank agregando las mismas palabras que me dijera mi padre -, pero recuerda siempre esto: nadie puede poner cadenas ni cerrojos a nuestra mente, a nuestra imaginación, a nuestra inteligencia”.
   Por siempre escribir. Imaginar, amar, vivir. Escribir.
   Mi madre me contó que Ana había muerto de hambre. Como una flor que se fue doblando hasta desvanecerse sobre la tierra.
   Yo la imaginé un lirio. “Baila por el filo de los sueños. Espera. Sin comida. Sin agua. Su apetito era vivir”.
   El campo de concentración, donde los números grabados en la carne de las víctimas reemplazaron a los nombres, fue el sostén de una economía basada no sólo en la guerra sino en la industrialización de la muerte: el aprovechamiento de los cabellos, el oro de las piezas dentales extraídas a los prisioneros apenas llegados a los campos, la piel para fabricar lámparas, la grasa del cuerpo para hacer jabón, son ejemplos.
   ¿La piel de Ana transmutada en una pantalla?
   Sabemos sobre la muerte de Ana por el recuerdo de quienes la vieron morir. Pero rozamos a Ana, la escuchamos, a través de las huellas de su escritura. Vive a través de su diario. Su mirada pasea, se detiene, suspira. Ahí donde el deseo llama desde la piel.
   Hace unos años, tropecé con un libro de Phillip Roth. “La visita al maestro”. La protagonista, supuestamente una Ana Frank que había sobrevivido, decide ir a Broadway, a ver la puesta del Diario de Ana Frank.
   _”Exhibí mi entrada, entré con las mujeres, los hijos, las familias y naturalmente pasó lo que pasó. Tenía que pasar. Todos los que me rodeaban estaban bañados en lágrimas. Al final, una mujer gritó en la fila de atrás: “Oh, no”. Por eso salí huyendo. Tenía que localizar a mi padre. Pero pensé que si él lo supiera, si yo se lo dijera, entonces tendrían que salir al escenario después de cada representación y anunciar: “Pero en realidad ella está viva, tiene veintiséis años”
   Pero eso es lo que imagina, desea el escritor.
   Ana no sobrevivió al horror. Pero está viva, gracias a su Diario, en cada uno de nosotros.

Nota de Paginantes: A pesar de ser la autora miembro del Grupo Paginantes esta nota no aparece en la lista de publicaciones de Paginantes porque no fue enviada al grupo

jueves, junio 13, 2019

SERGIO FÚTBOL poema de luis Alberto Battaglia

ADIOS SERGIO GENDLER





La vida este misterio, nos puebla y nos despuebla, nos lleva por caminos de sol o de tormentas, ayer en las pantallas y hoy en los obituarios y sin segundo tiempo para empatar los tantos; los que ayer te seguimos ahora te lloramos y el último partido se nos quedó en la manos. Que en las canchas del cielo te rindan homenaje y que el no ser no sea tu último paisaje. Aprenderá a perderte TN deportivo y un día cualquier día así sin un motivo alguien dirá tu nombre y cantará la hinchada los mandalas eternos y en un mágico viento en los televisores se escuchará tu voz. Te digo hasta mañana no adiós ruso querido, que el árbitro ha pedido con gestos ver el VAR y que si decreta que de aquí no tes has ido nos daremos las manos para poder volar.

LUIS ALBERO BATTAGLIA
13/6/2019

MADRE NUESTRA


Madre nuestra que estás en los cielos, amado sea tu nombre, seamos del mismo reino, el trabajo nuestro de cada día dánoslo hoy, hágase el bien en los dos reinos, perdoná nuestras tonterías y perdonaremos las tonterías de los otros, y libranos de la soberbia y el egoísmo, ahora y en la hora de nuestra muerte ¡¡¡DALE!!!

LUIS ALBERTO BATTAGLIA 13/6/2019

miércoles, junio 12, 2019

CUENTA (Para Nuevas Letras 29 - próxima a salir)


PARA NUEVAS LETRAS 29
Luis Alberto Battaglia (Argentina)
CUENTA
(para Itatí)

Cuento los besos que no fueron
en un collar de cuentas,
las primaveras que murieron,
las tormentas,
y las palabras que jamás
fueron poesía,
y el no ha de ser y el nunca más,
y el alma mía.
Cuento y contando me deshago
en un millón de estrellas,
y por favor mi amor qué hago
con todas ellas.
Cuento la lluvia que conmueve
y este destino extraño,
y este dolor que llueve y llueve,
y el desengaño.
Cuento la muerte en las ventanas
que cae con gotas
inexpresivas y lejanas
como gaviotas.
Cuento el milagro que no llega
y el beso abierto
que se promete y no se entrega...
soy un desierto.
Cuento un invierno largo largo
que no lo entiendo,
cuento con vos y sin embargo
me estoy muriendo.

12-12-2009 / Guarida de poetas / Colaboradores / Bios

ERA... SOY... SERÉ... de Ximena Rivas Grupo Paginantes en Facebook Nº 35


Era la luna de mis primeros tiempos que desde el mismo cielo alumbraba mis ilusiones y mi magia interior con su aroma de madre...
Era la reconfortante oscuridad que me apañaba, me contenía y me acunaba...
Una mezcla de miedos y fascinación que hoy quizás logre comprender.
No sé porque acudía a ella para contarle mis deseos o mis dudas desde el mas absoluto de los silencios. Esos silencios en los que confesamos más cosas que con las mismas palabras.
Era la tierra de mis primeros juegos, esa que derretía en mis manos, que acercaba a mi rostro para aspirar su aroma, la que recibía mis dibujos y también mis puñales que eran pequeños sortilegios , vehículos preferidos de mis momentos.
Eran las plantas, el verde y aromático laberinto para perderme en mi misma, allí donde encontraba los más turbulentos secretos...Vestigios de aprendizajes anteriores a esta existencia...
Eran los árboles que me hablaban, y el sauce llorón que me cobijaba desde siempre en mis sagrados soliloquios ...
Cuando finalizaba el día, era el oscuro cielo raso de mi enorme habitación que se transformaba en un portal mágico por donde ascendía levitando , saliendo de mi misma para entregarme al Universo...
Era, simplemente era un camino que para mí estaba trazado...
Era el viento que susurraba sus palabras en mis oídos tranquilizándome o exaltando mis noches bajo el signo del alerta,
era el agua en la que me sumergía bajo un extraño encantamiento la que calmaba la profundidad de mis emociones para languidecer mis ansias...
Eran mis pasos de bruja, y aunque no lo sabía siempre lo supe, aún cuando no tenía edad para saberlo.Eternas contradicciones que en mi camino florecen sin cesar aunque mis Maestros no sean los usuales ...
Bajo ese cielo de incertidumbres apañé mis certezas ...
Hoy camino con mayor calma, luego que La Muerte, impredecible y recelosa mujer, me besó en la boca y se alejó sonriendo dejándome libre el sendero para sembrar mis mejores semillas, y fui más libre y valiente que nunca, porque me marcó lo esencial del aquí y ahora...
Fue entonces que abrí bien los ojos, para que nada pase desapercibido, aguzando la observación, experimentando, arriesgando, espantando espectros, saboreando soles, festejando lunas, alejando miedos, para llegar al lugar donde todas las puertas del conocimiento se abrirán confluyendo en una
sola, allí donde sólo entran los que lo merecen...
Era, Soy y seré, aquello que se me ha destinado, lo que se me permite ser, le pese a quien le pese ...
AUTOR: XIMENA RIVAS

PP 22 3 35

domingo, junio 09, 2019

BUSCADOR DE AYER


¿Sabés? El escritorio antes
era un mueble de madera,
las redes las hacían las arañas,
el ratón era Mickey, los amigos
eran personas de verdad,
los seguidores iban caminando,
el correo eran cartas de papel,
los mensajes viajaban boca a boca,
los virus nos hacían resfriar,
jaquear era poner en riesgo al rey
en un partido de ajedrez,
entrar era girar una manija,
bajar era tomar el ascensor,
bloquear era tapar una ventana
y los archivos cajas de cartón.
Las ventanas de vidrio,
virtuales los espejos.
Y todo todo se ha quedado lejos,
como un mundo sin sol.
LUIS ALBERO BATTAGLIA 6/6/19

sábado, junio 08, 2019

INFORMEGABREEL1 de Gabriel Juarez Grupo Paginantes en Facebook Nº 34

Resurrección de la historieta argentina.




REVOLVER. # 2. A.A.V.V. Historieta Argenta.
Esperamos al segundo número para comentar esta revista. Espero que un día el canillita de rioba vosee "yego la revolver, yego ya, maestro". Mientras tanto disfrutamos esa alegría de leer historieta en el bondi, con gran calidad de impresión y precio popular. Y la presencia femenina en guion y dibujo es más que bienvenida.
Las historietas, va, ya va: "Daimon" una serie fantástica en Nueva Orleans, buen guión de Néstor Barrón y de Taborda no hace falta decir nada.
Otra serie, "Último Acto" un mago europeo en Bs. As., crimenes, y encima una aparición de Roberto Arlt, pedir más no se puede. Guión de Gonzalo Duarte, dibujos de Manuela Mauregui.
"El Lado Bueno" guión y dibujos de Sergio Carrera, con viñetas retrospectivas de David Peña, un ex combatiente de Malvinas en Londres arrastra culpas y conoce a una yanqui, esta serie arranca en este número, promete y ojalá cumpla.
Leomina, guión de Paula Varela, dibujos de Osozeth. En el primer número no me cerraba el nombre de esta historieta furry, hacia el final demostró ser el adecudo. Con ese humor a lo Torino, pero en nuestros dias. El problema de ser superheroina en el ¿Buenos Aires? de hoy. Y un villano en la tradición de un Neurus o un Barrabás.
Un unitario de Calvi, "La Noche del Centinela", una historia noir de superhéroes, que solo se puede dar en nuestro pais.
"Miqala" guión de Chiara Marino", arte de Sergio Ibañez. Historia realista fantástica en la hermana Bolivia. Más que recomendable, no digo más para no espoliar.
Otro unitario "La Tortura Por La Esperanza", correcta adaptación de Merlina con dibujos de Ezequiel Rosingana, del un cuento de L'isle-Adam.
Finaliza con "Tokoyo Monogatari", adaptación de cuentos populares japoneses, realizada por el tándem Gustavo Schimpp y Quique Alcatena, siempre a la altura de la espectativa de sus lectores.
Ya saben, a pedir La Revolver al canillita.



PP 3 22 34


I
Si querés suscribirte gratis a los envíos virtuales Ediciones Battaglia sólo tenés que ser mi amigo en Facebook y vas a recibirlos por mensaje de Facebook en pdf


GRUPO PAGINANTES EN FACEBOOK http://paginantes.blogspot.com/2019/05/grupo-paginantes-en-facebook.html



Infomación de Google Historial completo de todas las visitas a la página 1/6/2019: 90,081 
Mes de más visitas 11/2017: 4133
En MAYO 2019 llegué al alumno nº 10.330 en mi taller literario presencial Y 4009 en mi taller literario virtual

AUSPICIANTES de NUEVAS LETRAS  Nº 29 $ 600 (6/2019)   Nº 30 $ 650 (9/2019) incluye difusión en redes sociales, en Nuevas Letras virtual, en Ciber Nuevas Letras, en Ciber libros NL, en páginas de Ediciones Battaglia y en Periódico Paginantes. Tené en cuenta que las versiones virtuales y de papel sumadas aumentan a un ritmo de 10.000 nuevos lectores cada 3 meses y conocen la revista 100.000 personas más cada 3 meses (se calcula al 31/5/2019 un total de 1.220.000 lectores y conocen la revistas 12.200.000 personas). Con esta publicidad vas a volar y vas a adquirir un enorme prestigio por apoyar a una revista que da posibilidad de publicación a tantos nuevos escritores.

Al 6/5/2019 Paginantes EN YAHOO llegó al mensaje    100302





Mi WharssApp 54911 54594902 (también SMS)

TE ESPERO EN MIS TALLERES LITERARIOS
LUNES en El Viejo Buzón Neuquén 1100 a las 17, a las 18 o a las 19
MARTES en El Gato Negro Corrientes 1669 a las 10 o a las 11
SÁBADOS en café Martínez de Callao 858 a las 10 o a las 11
Y voy a volver a CLÁSICA Y MODERNA si CLÁSICA Y MODERNA  vuelve

"Los sueños son imposibles, solamente cuando no se intentan" Luis Alberto Battaglia
"Algunos construyen entendimiento, otros destruyen lo que no entienden" Luis Alberto Battaglia
"Cuando el dinero se pierde se puede recuperar, cuando se pierden los principios ya no hay regreso" Luis Alberto Battaglia
"Perseguimos la vida sin reparar que por detrás nos persigue la muerte. O tal vez lo hacemos... porque vimos la sombra en nuestra espalda" Luis Alberto Battaglia
"Ahora los amigos se encuentran en las redes, antes nos encontrábamos en un bar. LA VIDA CAMBIA ¡¡SOMOS MOVIMIENTO!!" Luis Alberto Battaglia
"Los escritores debemos cerrar la grieta entre el Grupo de Florida y el Grupo de Boedo" Luis Alberto Battaglia

Dijo alguna vez en una nota Marco Denevi que perdimos la consideración porque dejamos de mirar las estrellas
"Socialismo es estar convencido de que todos tienen que tener los derechos y oportunidades que exigimos para nosotros" Luis Alberto Battaglia
"Todo lo que hago en mi vida responde a mi viejo sueño de niño de cambiar el mundo, no me mueve dinero ni prestigio, sólo el ánimo de ayudar a la gente pero a veces me duele la respuesta" Luis Alberto Battaglia
"Lo importante de los padres no es si les gusta tener hijos, sino si a sus hijos les gusta tener esos padres" Luis Alberto Battaglia
"Amigos del alma GRACIAS por estar del otro lado y darle más vida a mi vida" Luis Alberto Battaglia
"Se debe entender y explicar con claridad que lo público no es ´de nadie´ es ´de todos´ Los que roban no ´roban pero hacen´ solamente roban" Luis Alberto Battaglia
"Se debe transmitir a los niños con claridad el concepto de que las mascotas no son un juguete y que los animales tienen derechos" Luis Alberto Battaglia
"Para reconciliarte con una novia decí ´te amo´ muchas veces, pero ni una sola vez ´te necesito´ que la busques porque la necesitás le es detestable" Luis Alberto Battaglia
¿Sabías que la mayoría de las estrellas que vemos en el cielo a la noche no existen más pero las vemos porque sigue llegando la luz y que muchas de las que existen no las podremos ver por cientos o miles de años?
"Debemos cuidar mucho a los niños chiquitos, ni un segundo de distracción" Luis Alberto Battaglia
"La censura en el arte, bajo cualquier excusa, es un camino a la dictadura; si queremos tener un futuro, no censuremos a los artistas" Luis Alberto Battaglia
"Luchemos contra el ACOSO POR INTERNET, puede hacer mucho daño" Luis Alberto Battaglia
Si sos víctima de violencia de género o conocés a quien lo sea, podés llamar en Argentina al 144 (podés hacerlo durante las 24 horas)
"Los principios son tan importantes como la vida, tal vez más importantes" W Shakespeare
"Uno de los mejores escritores fue ciego y 1 de los mejores músicos fue sordo" Luis Alberto Battaglia
"¿Sabías que en ninguna parte del Quijote está escrito ´Ladran Sancho, es señal que cabalgamos´?" Luis Alberto Battaglia
"Las ideas van por modas como la ropa y no se te ocurra no ir con las ideas de moda puestas!!!" Luis Alberto Battaglia
"La cárcel es para protección de la sociedad, los encarcelados tienen que vivir en las mejores condiciones posible; o nos convertimos en una sociedad enferma" Luis Alberto Battaglia
"Yo amo a todo persona por el hecho de ser persona, no me importa la nacionalidad, las ideas políticas, las preferencia sexuales, las convicciones religiosas ni los gustos futbolísticos" Luis Alberto Battaglia
"Los padres deben recordar que pueden ser amigos de sus hijos pero sin dejar de ser padres. Un amigo acompaña, los padres educan" Luis Alberto Battaglia
"Añoro el tiempo en que hombres y mujeres podíamos creer en un ´te amo´", hoy son palabras que se gastaron de mentirlas y mal usarlas" Luis Alberto Battaglia
"¿Sabían que no debe decirse "divisible por" sino "divisible en"?" Luis Alberto Battaglia
"Más que los que inventan calumnias sobre mí, me duelen los que las creen" Luis Alberto Battaglia
"Según pasan los años entendemos cada vez más el mundo de antes y menos el actual Por eso nos parece que ´todo tiempo pasado fue mejor´" Luis Alberto Battaglia
"No sos loca, ni perseguida, ni histérica ¡¡¡EL ACOSO EXISTE!!! Para reporte y contención mandanos un SMS a 22676" Gobierno de CABA
"Respeto todas las ideas pero no respeto a la gente que no sabe respetar las mías" Luis Alberto Battaglia
"Prefiero morir de amor antes que vivir sin amor" Luis Alberto Battaglia
"Disculpen si les llamo caballeros, pero es que no les conozco muy bien" Groucho Marx
"Sólo nuestros sueños pueden alcanzar el infinito, no dejemos de soñar" Luis Alberto Battaglia
"El salmón viaja cientos de kilómetros para ir a morir en el mismo lugar donde nació" Luis Alberto Battaglia
APRENDIENDO A VIVIR SE VA LA VIDA (escrito en un camión que circulaba por CABA)
Descubrí que el amor es capicúa y que felicidad se dice Félix. Itatí gracias por existir" Luis Alberto Battaglia
"Si usted cree en el más allá, córrase al fondo" (frase colocada en la entrada de un colectivo)
´Lei que fumar era malo y dejé de fumar, leí que las frituras eran malas y dejé de comer, lei que el sexo era malo y dejé de leer´ Paginantes
"Si le das el alma a alguien puede que nunca te la devuelva pero ¡¡VALE ESA PENA!! Lo peor en la vida es no poder amar" Luis Alberto Battaglia
En mi novela SÓLO UN ESCARABAJO incluyo este chiste de mi autoría: autoayuda "Ayúdese a usted mismo, nadie más está interesado en hacerlo"
"La calumnia es más peligrosa que las armas" Luis Alberto Battaglia
"-¿Como está el paciente? -Mucho mejor, antes tenía tres ojos ahora no tiene ninguno" Luis Alberto Battaglia de "Sólo un escarabajo"
“No me preocupa tanto la gente mala, sino el espantoso silencio de la gente buena” Martin Luther King
"Hay 2 tipos de desamparados, quienes saben que lo están y buscan no estarlo y los que se enteran demasiado tarde" Luis Alberto Battaglia
"Demasiadas veces: las mujeres se quieren casar y los hombres las quieren cazar... ¡Qué mundo tan triste!" Luis Alberto Battaglia
"Aquel que quiere permanentemente llegar más alto tiene que saber que algún día le invadirá el vértigo" Milan Kundera
´Barco se hundía x sobrecarga, capitán ordenó "arrojen la sobrecarga", se salvó "Suerte que había sobrecarga!" dijo´ Macedonio Fernández
"Fui víctima de la calumnia, de la ingratitud, de la injusticia, tantas veces... y algunos días o algunas noches, tengo el alma cansada" Luis Alberto Battaglia
"Le recordamos que somos editorial importante, ya que importante es la que no publicó ningún libro malo, y no publicamos ningún libro" ´Sólo un escarabajo´ Luis Alberto Battaglia
PREGUNTARON A BORGES ¿CREE EN LA EXISTENCIA DE INTELIGENCIA EXTRATERRESTRE? Y ÉL CONTESTÓ ¿CREE EN LA EXISTENCIA DE INTELIGENCIA TERRESTRE?





BIENVENIDO A LAS METROLETRAS


((((())))))))))))


((((())))))))))))

Índice general del bog

(colocá el puntero sobre el enlace interno del blog donde quieras entrar y hacé un click)

SEGUIR MI BLOG PUEDE RESULTARTE UNA GRAN EXPERIENCIA Y DE MUCHA UTILIDAD, PARA HACERLO HACÉ CLICK EN LA PALABRA "SEGUIR" QUE FIGURA JUSTO ARRIBA DE MI FOTO. Cuando aparezca este mensaje: "502. That’s an error" LA OPCIÓN ES QUE INGRESES con cierta regularidad NO TE VAS A ARREPENTIR



* Si querés ayudar a que las actividades culturales Nuevas Letras, Ediciones Battaglia y Paginantes sigan existiendo auspiciá Nuevas Letras y/o sugerirle a alguien que lo haga


SUBIR


Citando este código I190608 hasta el 31/5/2020 TENÉS UN MES GRATIS EN MI TALLER LITERARIO (el 2º que concurras) no más de 1 mes por persona

EL CLUB DE LOS MARIDOS OBSOLETOS de Marcelo Pérez Grupo Paginantes en Facebook Nº 33

EL CLUB DE LOS MARIDOS OBSOLETOS
(cuento corto) por Marcelo Pérez
En octubre del año pasado le dieron la bienvenida honorífica al CMO (Club de Maridos Obsoletos) a Manfred Von Pennocke, oriundo de Röttingen pero venido de Makarska, Croacia. Con lágrimas en los ojos Manfred recibió la condecoración de parte de Tiberio Minnefrega, presidente vitalicio. Seguidamente un cálido aplauso a cargo de todos los socios que estaban reunidos en el salón auditorio fue el preludio para escuchar la palabra de Manfred quien, emocionado y secando un par de lágrimas con el pañuelo del bolsillo chico del traje, dijo, más o menos, lo siguiente, según puedo recordar: “Muchas gracias estimados amigos. Esta condecoración que tengo en mis manos ha sido largamente esperada por mí. Ya sé que muchos de ustedes desearían estar en mi lugar pero créanme, no ha sido ni es fácil. No ha sido fácil porque he tenido que pasar por siete matrimonios y, a mis sesenta años, ya no deseo estar comprometido sentimentalmente. Fueron años en los cuales han pasado muchas cosas, mis trece hijos así lo pueden atestiguar. Pero hemos salido para adelante y, como les decía, haber logrado la membresía, pertenecer a esta ínclita institución me enorgullece, y es una de las mejores cosas que me han pasado en la vida”. Siguieron aplausos y vítores y un fraterno abrazo con el presidente y el tesorero –que había comprado la condecoración- Ubaldo Labandurria. También hubo fotos que serían publicadas en la revista del club. Porque, en verdad, Manfred se merecía eso y mucho más. Como él lo había confesado, se había casado siete veces y divorciado otras tantas; además de sus matrimonios haber dado trece frutos. Su última esposa, la decimocuarta, lo había echado de casa por inútil, porque Manfred ya no gastaba sus uñas en salir a buscar trabajo, como antes. Ya todo eso había pasado y se contentaba con quedarse en casa leyendo el diario o perdiendo el valioso tiempo registrándose en cuanta red social aparecía por Internet. El último sitio web que había visitado fue www.chula-chulapón.cu, donde más de un millón de incautos enganchados buscaban pareja para rehacer su vida, sin saber que el sitio sólo servía para disparar publicidad engañosa. Pero de esto Manfred no se había dado cuenta y varias veces su decimocuarta esposa lo encontraba chateando con alguna mujer radicada en el otro extremo del planeta. Una vez tomó contacto con una esquimal y hubieran quedado en encontrarse si no fuera porque los separaban 20.000 kilómetros de distancia. Sin embargo, Rita Ygloo –que así se llamaba- según el último chateo le dijo que estaba muy ansiosa por conocerlo personalmente y que se tomaría el próximo avión que volara a Croacia y que se encontrarían en un bar, porque no era cuestión de que una señorita se viera con un caballero desconocido en medio de la calle, a la vista de todos. Pero la decimocuarta esposa –vamos a llamarla Angélica, para no estar diciendo o llamándola “decimocuarta” a cada rato- pero Angélica un buen día se cansó de todo, cortó el cable de Internet y le dio plazo de quince días a Manfred para que rectificara su actitud de hombre inservible. También estaba el tema de los tres hijos que había tenido con Angélica: había que pagarles los estudios, vestirlos, calzarlos y darles de comer. Qué más? Descorazonado, deprimido y cabizbajo Manfred sin la Internet y sin poder entrar a su sitio preferido de citas (el chula-chulapón) pasaba las tardes sentado en el banco de la plaza, mirando pasar las chicas y pensando cómo sería su vida si estuviese casado con cada una de ellas. Angélica le reiteró el ultimátum que le había dado, porque veía que Manfred no salía a buscar trabajo y se la pasaba holgazaneando de aquí para allá. Otra cosa que hacía, si no iba para la plaza, era sentarse en el bar y pedirse un cafecito. Como conocía al dueño, éste le llegó a fiar 250 cafés consumidos en menos de 30 días, hasta que le cerraron la cuenta porque si no, no la hubiese podido pagar más. De hecho, jamás la pudo pagar y evitó pasar por el bar y ser reconocido como un moroso incurable.
La oportunidad de ser un hombre nuevo y dejar todo atrás se le presentó cuando tomó conocimiento de la existencia del CMO, o sea, Club de Maridos Obsoletos; un círculo demasiado cerrado, sólo para hombres, que albergaba típicos casos que sólo se podrían encontrar en el universo varonil: hombres separados, divorciados, repudiados por sus esposas o por sus amantes y todos aquellos cansados de la convivencia matrimonial. Era como otros clubes londinenses de hombres solos, que se pasaban el día hablando de política y leyendo el diario en el salón de la biblioteca. Este quedaba en Tavistock Place, cerquita del Museo, en un amplio departamento. Constaba de un auditorio, oficinas, una sala de reuniones y un pequeño bar. El requisito indispensable para ingresar al club era estar divorciado o separado. También daban la bienvenida a los gays, siempre y cuando no estuvieren en pareja. Y el caso más extraordinario era, sin duda, el de Manfred, porque ninguno de los restantes socios del club había estado casado y divorciado o separado tantas veces, o tenido la cantidad de hijos que decía tener. Sus hijos ya eran grandes; todos, con excepción de los tres tenidos con Angélica, pasaban los 20 o 30 años y ya poco o nada los veía. Este asunto –me refiero a los hijos- era el que tenía muy mal a Angélica, porque, justamente, gastaba una parte importante de su sueldo de mesera en contratar abogados y detectives. Estos se encargaban de recorrer toda Croacia tras los pasos de Manfred, quien había huido a Londres para refugiarse en el club. Todos recuerdan cuando llegó Manfred: un día nublado, gris, típico, con una maleta y llevaba puesto un sobretodo marrón. Pidió hablar directamente con el presidente, Tiberio Minnefrega, un italiano que había llegado a ocupar ese cargo por fallecimiento de Henry Lockwood, natural de Yorkshire, quien había contraído matrimonio a los 69 años con una doncella de 19, pero que no había podido soportar el cautiverio que significaba estar casado para divorciarse a los pocos meses. Enterado de la existencia del club pidió ser aceptado, lo que sucedió de inmediato. Sin embargo no aguantó mucho tiempo la soledad: al alquilar por unas horas una trabajadora de la calle murió de un infarto en un miserable cuarto de hotel, en Whitechapel, al momento de ella quitarse la ropa y mostrarle sus atributos. Y en el club se habían puesto contentos al haberlo nombrado presidente, porque era el socio más viejo que tenían. Por suerte para ellos llegó Minnefrega, salvándose de ser reducido a golpes por una italiana que lo había descubierto teniendo sexo con un amante, un joven de 20 años que trabajaba en un almacén. Y Minnefrega quedó a cargo de la presidencia ya que, a los 79 años, a poco podría aspirar. Mas Manfred pensaba que él debería estar en ese lugar debido a su prontuario social, que, de todas maneras, era superior al del resto. En realidad pensaba que los socios lo habían nombrado a Minnefrega presidente vitalicio por el simple hecho de ostentación de título o por ser mayor, en cuanto a edad, que los demás. De modo que, volviendo a Manfred, un buen día decidió irse de su casa, abandonar a Angélica y sus hijos y escapar de Croacia como fuese. Echó mano del poco dinero que quedaba y partió para Londres, en busca de una mejor fortuna. Sentado a la mesa del bar del club, Manfred hacía un repaso de su vida y recordaba cómo había conocido a Angélica. Sin dudas fue la mujer que más perduró en su vida, ya que los tres años que habían pasado juntos fueron, pensaba él, gratificantes. Nadie lo supo, pero Manfred se refugió en Croacia luego de todos sus anteriores fracasos matrimoniales. Antes de huir de la casa que pertenecía a su decimotercera esposa, le había dejado las llaves a una vecina, diciéndole que tenía que viajar urgente por un negocio y que estaría de vuelta en 48 horas. Pero no fue así. Una vez llegado a Croacia Manfred se empleó en el puerto, levantando bolsas, barriendo ratas y comiendo zanahorias para sobrevivir, hasta que comprendió que esa no era forma de vida para él. En breve tiempo conoció a Angélica, una empleada del bar del puerto; atendía las mesas con olor a fritura que le acariciaba el pelo y se desparramaba por su camisa entreabierta hasta rozar los pezones. Manfred comprendió todo eso y deseó poseer a esa mujer de cuerpo grande, palmas amplias, de las que –decían- denotaban a mujeres hacendosas. Por eso él, mirándola servir las mesas, enseguida comprendió todo: Angélica sería su nueva mujer. Permaneció en el bar hasta tarde, ya casi los demás se habían ido. Detrás del mostrador quedaba la dueña, una vieja simpática que entornaba sus ojos y se acodaba sobre la caja registradora en un deseo de echar a todos y poder cerrar de una vez. Y Angélica que servía la última mesa. Manfred la llamó una vez más y le pidió un café. Pero no fue hasta que ella se acercara demasiado para dejar el pocillo sobre su mesa, que un tenue aroma a chocolate invadió sus sentidos. Sí, Angélica no olía a rosas, no olía a perfume barato o agua florida: Angélica olía a chocolate, más allá del aceite refritado que le acariciaba los senos. Pensó que, tal vez, ella habría estado preparando una torta o algo así. Quiso preguntarle pero se marchó rápido, yendo al mostrador a despertar a la vieja para que cobrara. Y Manfred que no quería irse. Cuando vio que Angélica pasó detrás del mostrador y comenzó a quitarse el delantal entendió que ya era momento de cambiar de aire. Se levantó de la mesa y se acercó al mostrador. La vieja cerró la caja y se fue para el fondo. Angélica agarró su cartera, se miraron a los ojos y Manfred le pidió de irse juntos. Sí, ahí se dio cuenta que era cierto: Angélica olía a chocolate. Caminaron unas pocas cuadras, solitarias, y el deseo de Manfred se plasmó en decirle que quería estar un rato con ella. Angélica abrió la puerta de una casa muy pequeña y lo invitó a pasar. Manfred estaba en su noche de gloria, con esa mujer. El living de la casa era muy sencillo: una mesa con cuatro sillas, un aparador con múltiples objetos y, entre ellos, bañada bajo la tenue luz de una bombita que pendía del techo, una pipa. Y con su bolsa de tabaco y todo. Angélica fumaba en pipa!. Manfred se acercó al aparador y tomó la pipa entre sus dedos, la olió y volvió a él el aroma del chocolate. Ella preguntó si tomaba café, pero el momento pudo más: se acercó y la abrazó. Por primera vez sus labios resbalaban por su cuello, mezclando el aroma a chocolate con el de fritura. Pero el chocolate había vencido. Continuó besándola hasta que sus labios se acercaron al primer botón abrochado de la blusa. Su momento sublime fue cuando sus dedos desprendieron los botones y salieron a relucir un par de senos generosos, duros como montañas y unos pezones que deseaban ser mordidos. Esa noche se amaron como la última vez. En el alcoholismo del sueño, Manfred sintió que angélica lo despertaba porque tenía que irse a trabajar, y él también, claro, aunque ya lo habrían despedido por no haberse presentado a las seis de la mañana. Ella saltó de la cama y fue a ducharse. En las aristas del despertar, Manfred recordó el aroma a chocolate. Se levantó con lentitud y fue a buscarla. Desde el comedor se oía el ruido del agua correr. Al entrar al baño se volvieron a amar y sellaron su amor que los había unido. Al poco tiempo de haberse casado Manfred entró en un estado de depresión por no conseguir trabajo, ni siquiera en el puerto porque ya no había más ratas que barrer. Su decepción lo obligaba a quedarse largas horas en la plaza o en el café, hasta que empezaron los reproches de Angélica. Los hijos casi ni veían a su padre: cuando se iban al colegio a la mañana, él no estaba; cuando volvían, ya se había ido a la plaza. Cuando recibió el ultimátum de Angélica, Manfred ya había tomado su resolución de irse y formar otra pareja o estar solo. Eligió estar solo y se fue a Londres. La ensoñación y los recuerdos finalizaron y Manfred se encontró en el bar del CMO, revolviendo el café con la cucharita.
De pronto su paz fue quebrada: escuchó tumulto, gritos e improperios que provenían del hall del club. Como el griterío no cesaba se levantó de la mesa y fue a ver. Había un puñado de socios que estaban gritándole cosas a Ubaldo, el tesorero. Algunos lo empujaban y el tipo –gordito, rechoncho, de piel algo grasienta- se balanceaba entre un grupo y otro hasta que cayó al suelo. La revuelta atrajo también al presidente, que bajó presuroso de su despacho a ver qué estaba pasando. Ante varios y reiterados pedidos de explicaciones alguien se convirtió en portavoz del grupo agresor y explicó que le habían descubierto a Ubaldo una fotografía posando al lado de una mujer desnuda. Ubaldo, ante la inquisitoria, reconoció, entre un mar de sudor, frecuentar a una señorita que había conocido en el mercado de Camden Town. Entre todos, lo palmearon fuerte en la espalda, le dieron coscorrones en la cabeza. Minnefrega, con voz impostada, decretó que Ubaldo Labandurria fuera solemnemente echado del club por incumplimiento de las sacras normas. Mientras continuaban los castigos corporales y verbales un par de socios fue a su oficina y comenzó a tirarle todo: carpetas, papeles, tinteros, su máquina de escribir, y todo lo que atestiguara su paso por el club a cargo de tan noble puesto. Seguidamente le sacaron los pantalones, los que serían izados en el mástil del club, en la terraza, y luego lo empujaron a la calle. Manfred quedó atónito al contemplar todo ese proceder; varios socios exigieron una reunión general en el salón auditorio para refrescar las cláusulas del contrato de fidelización y nombrar nuevo tesorero. Lo cierto era que, para Manfred, ser socio del club era un hecho trascendental en su vida; él era escuchado y podía ser comprendido por los demás, en un ambiente donde todos compartían las mismas cosas, las mismas anécdotas y encaraban similares proyectos para sus vidas futuras. En verdad, Manfred preferiría arrojarse al Támesis y acabar así sus días antes que dejar de pertenecer al club. Durante la reunión efectuada en el auditorio se votó para que Manfred asumiera el cargo de tesorero que Ubaldo, por razones de fuerza mayor y que habían sido de público conocimiento, había dejado vacante. Con lágrimas en los ojos Manfred agradeció, en un acto solemne, a todos el cargo, y especialmente le dio las fraternales gracias a Minnefrega, porque Manfred ya había encontrado su lugar dentro del caótico mundo. Manfred se instaló en lo que era la oficina de Ubaldo, dedicándose a archivar nuevas carpetas, frasquitos de tinta y ordenar papeles. Los días que siguieron transcurrieron en total normalidad. Sin embargo una tarde en la cual dos socios habían salido a tomar unas cervezas, estando caminando por Bond Street divisaron, a unos cincuenta metros delante de ellos, a un monje capuchino que iba del brazo de una mujer rubia. Y esas cosas de la vida quisieron que a éstos dos socios les llamara la atención la forma de caminar del monje: una manera de balancearse, al dar los pasos, que les resultó familiar. Se adelantaron para verle la cara porque con la capucha puesta había sido imposible identificarlo de atrás. Enorme sorpresa se llevaron cuando descubrieron que el monje no era otro que Tiberio Minnefrega, el presidente del club. El mismo, sí! Y qué haría con esa mujer? Claro, Tiberio se habría sentido avergonzado de ir por la calle con la rubia y había optado por disfrazarse. Fueron duros con él y no aceptaron las explicaciones que dio, diciendo que se trataba de una sobrinita. Y la supuesta “sobrinita” le exigía a Tiberio el pago por el servicio de escolta contratado. Comenzaron a pegarle cachetazos y golpes en la barriga, y para no armar más escándalo porque la gente ya estaba mirándolos y podría acercarse en cualquier momento un policía, lo metieron a empellones en un taxi. La chica quedó gritando, armando alboroto. Cuando llegaron al club lo bajaron de un empujón del auto y lo metieron en el hall, lo más rápido posible para no levantar sospechas. Llamaron a gritos a todos los socios, los que, al llegar y enterarse, no les importó la edad biológica de Tiberio y empezaron a darle patadas y golpes de puño. Manfred se asomó para ver cómo trataban al ex presidente, pero no pudo hacer nada porque los socios que lo habían descubierto con una mujer ya tenían prueba suficiente. Le quitaron el traje de monje y los pantalones; acto seguido, sin esperar que Tiberio se disculpara con todos, lo empujaron a la calle. En el mástil del club ya ondeaban dos pantalones. Se llamó a una urgente asamblea para institucionalizar renovar el cargo de presidente, hecho que, de acuerdo a la edad que cada uno tenía, recayó la responsabilidad en Manfred. Manfred volvió a llorar de agradecimiento a todos por tanta pasión entregada. Luego de tirar todas las pertenencias de Tiberio y limpiar la oficina, Manfred se acomodó en el sillón honorífico. Ya lo tenía todo, qué más podía pedir? Si tratara Angélica de tomar contacto con él la demandaría ante algún alto tribunal. Sus hijos tampoco importaban, se sentía feliz, el club le pertenecía, todo lo que había hecho en su vida, sus siete matrimonios, sus trece hijos, su periplo por distintos países, todo, absolutamente todo estaba por debajo del club, el club era lo máximo, lo máximo… Una tarde de diciembre tocaron a la puerta. Dos socios fueron a ver quién era; luego se dirigieron a la oficina del presidente. Manfred no pudo ocultar el terror que invadió su rostro, cuando le dijeron que una tal Rita Ygloo estaba en la puerta preguntando por él. En el mástil del club ya ondeaban tres pantalones.

Marcelo Pérez 6/Junio/2019

PP 22 3 33

ECDLMO
Si querés suscribirte gratis a los envíos virtuales Ediciones Battaglia sólo tenés que ser mi amigo en Facebook y vas a recibirlos por mensaje de Facebook en pdf


GRUPO PAGINANTES EN FACEBOOK http://paginantes.blogspot.com/2019/05/grupo-paginantes-en-facebook.html




Infomación de Google Historial completo de todas las visitas a la página 1/6/2019: 90,081 
Mes de más visitas 11/2017: 4133
En MAYO 2019 llegué al alumno nº 10.330 en mi taller literario presencial Y 4009 en mi taller literario virtual


AUSPICIANTES de NUEVAS LETRAS  Nº 29 $ 600 (6/2019)   Nº 30 $ 650 (9/2019) incluye difusión en redes sociales, en Nuevas Letras virtual, en Ciber Nuevas Letras, en Ciber libros NL, en páginas de Ediciones Battaglia y en Periódico Paginantes. Tené en cuenta que las versiones virtuales y de papel sumadas aumentan a un ritmo de 10.000 nuevos lectores cada 3 meses y conocen la revista 100.000 personas más cada 3 meses (se calcula al 31/5/2019 un total de 1.220.000 lectores y conocen la revistas 12.200.000 personas). Con esta publicidad vas a volar y vas a adquirir un enorme prestigio por apoyar a una revista que da posibilidad de publicación a tantos nuevos escritores.

Al 6/5/2019 Paginantes EN YAHOO llegó al mensaje    100302






Mi WharssApp 54911 54594902 (también SMS)

TE ESPERO EN MIS TALLERES LITERARIOS
LUNES en El Viejo Buzón Neuquén 1100 a las 17, a las 18 o a las 19
MARTES en El Gato Negro Corrientes 1669 a las 10 o a las 11
SÁBADOS en café Martínez de Callao 858 a las 10 o a las 11
Y voy a volver a CLÁSICA Y MODERNA si CLÁSICA Y MODERNA  vuelve

"Los sueños son imposibles, solamente cuando no se intentan" Luis Alberto Battaglia
"Algunos construyen entendimiento, otros destruyen lo que no entienden" Luis Alberto Battaglia
"Cuando el dinero se pierde se puede recuperar, cuando se pierden los principios ya no hay regreso" Luis Alberto Battaglia
"Perseguimos la vida sin reparar que por detrás nos persigue la muerte. O tal vez lo hacemos... porque vimos la sombra en nuestra espalda" Luis Alberto Battaglia
"Ahora los amigos se encuentran en las redes, antes nos encontrábamos en un bar. LA VIDA CAMBIA ¡¡SOMOS MOVIMIENTO!!" Luis Alberto Battaglia
"Los escritores debemos cerrar la grieta entre el Grupo de Florida y el Grupo de Boedo" Luis Alberto Battaglia

Dijo alguna vez en una nota Marco Denevi que perdimos la consideración porque dejamos de mirar las estrellas
"Socialismo es estar convencido de que todos tienen que tener los derechos y oportunidades que exigimos para nosotros" Luis Alberto Battaglia
"Todo lo que hago en mi vida responde a mi viejo sueño de niño de cambiar el mundo, no me mueve dinero ni prestigio, sólo el ánimo de ayudar a la gente pero a veces me duele la respuesta" Luis Alberto Battaglia
"Lo importante de los padres no es si les gusta tener hijos, sino si a sus hijos les gusta tener esos padres" Luis Alberto Battaglia
"Amigos del alma GRACIAS por estar del otro lado y darle más vida a mi vida" Luis Alberto Battaglia
"Se debe entender y explicar con claridad que lo público no es ´de nadie´ es ´de todos´ Los que roban no ´roban pero hacen´ solamente roban" Luis Alberto Battaglia
"Se debe transmitir a los niños con claridad el concepto de que las mascotas no son un juguete y que los animales tienen derechos" Luis Alberto Battaglia
"Para reconciliarte con una novia decí ´te amo´ muchas veces, pero ni una sola vez ´te necesito´ que la busques porque la necesitás le es detestable" Luis Alberto Battaglia
¿Sabías que la mayoría de las estrellas que vemos en el cielo a la noche no existen más pero las vemos porque sigue llegando la luz y que muchas de las que existen no las podremos ver por cientos o miles de años?
"Debemos cuidar mucho a los niños chiquitos, ni un segundo de distracción" Luis Alberto Battaglia
"La censura en el arte, bajo cualquier excusa, es un camino a la dictadura; si queremos tener un futuro, no censuremos a los artistas" Luis Alberto Battaglia
"Luchemos contra el ACOSO POR INTERNET, puede hacer mucho daño" Luis Alberto Battaglia
Si sos víctima de violencia de género o conocés a quien lo sea, podés llamar en Argentina al 144 (podés hacerlo durante las 24 horas)
"Los principios son tan importantes como la vida, tal vez más importantes" W Shakespeare
"Uno de los mejores escritores fue ciego y 1 de los mejores músicos fue sordo" Luis Alberto Battaglia
"¿Sabías que en ninguna parte del Quijote está escrito ´Ladran Sancho, es señal que cabalgamos´?" Luis Alberto Battaglia
"Las ideas van por modas como la ropa y no se te ocurra no ir con las ideas de moda puestas!!!" Luis Alberto Battaglia
"La cárcel es para protección de la sociedad, los encarcelados tienen que vivir en las mejores condiciones posible; o nos convertimos en una sociedad enferma" Luis Alberto Battaglia
"Yo amo a todo persona por el hecho de ser persona, no me importa la nacionalidad, las ideas políticas, las preferencia sexuales, las convicciones religiosas ni los gustos futbolísticos" Luis Alberto Battaglia
"Los padres deben recordar que pueden ser amigos de sus hijos pero sin dejar de ser padres. Un amigo acompaña, los padres educan" Luis Alberto Battaglia
"Añoro el tiempo en que hombres y mujeres podíamos creer en un ´te amo´", hoy son palabras que se gastaron de mentirlas y mal usarlas" Luis Alberto Battaglia
"¿Sabían que no debe decirse "divisible por" sino "divisible en"?" Luis Alberto Battaglia
"Más que los que inventan calumnias sobre mí, me duelen los que las creen" Luis Alberto Battaglia
"Según pasan los años entendemos cada vez más el mundo de antes y menos el actual Por eso nos parece que ´todo tiempo pasado fue mejor´" Luis Alberto Battaglia
"No sos loca, ni perseguida, ni histérica ¡¡¡EL ACOSO EXISTE!!! Para reporte y contención mandanos un SMS a 22676" Gobierno de CABA
"Respeto todas las ideas pero no respeto a la gente que no sabe respetar las mías" Luis Alberto Battaglia
"Prefiero morir de amor antes que vivir sin amor" Luis Alberto Battaglia
"Disculpen si les llamo caballeros, pero es que no les conozco muy bien" Groucho Marx
"Sólo nuestros sueños pueden alcanzar el infinito, no dejemos de soñar" Luis Alberto Battaglia
"El salmón viaja cientos de kilómetros para ir a morir en el mismo lugar donde nació" Luis Alberto Battaglia
APRENDIENDO A VIVIR SE VA LA VIDA (escrito en un camión que circulaba por CABA)
Descubrí que el amor es capicúa y que felicidad se dice Félix. Itatí gracias por existir" Luis Alberto Battaglia
"Si usted cree en el más allá, córrase al fondo" (frase colocada en la entrada de un colectivo)
´Lei que fumar era malo y dejé de fumar, leí que las frituras eran malas y dejé de comer, lei que el sexo era malo y dejé de leer´ Paginantes
"Si le das el alma a alguien puede que nunca te la devuelva pero ¡¡VALE ESA PENA!! Lo peor en la vida es no poder amar" Luis Alberto Battaglia
En mi novela SÓLO UN ESCARABAJO incluyo este chiste de mi autoría: autoayuda "Ayúdese a usted mismo, nadie más está interesado en hacerlo"
"La calumnia es más peligrosa que las armas" Luis Alberto Battaglia
"-¿Como está el paciente? -Mucho mejor, antes tenía tres ojos ahora no tiene ninguno" Luis Alberto Battaglia de "Sólo un escarabajo"
“No me preocupa tanto la gente mala, sino el espantoso silencio de la gente buena” Martin Luther King
"Hay 2 tipos de desamparados, quienes saben que lo están y buscan no estarlo y los que se enteran demasiado tarde" Luis Alberto Battaglia
"Demasiadas veces: las mujeres se quieren casar y los hombres las quieren cazar... ¡Qué mundo tan triste!" Luis Alberto Battaglia
"Aquel que quiere permanentemente llegar más alto tiene que saber que algún día le invadirá el vértigo" Milan Kundera
´Barco se hundía x sobrecarga, capitán ordenó "arrojen la sobrecarga", se salvó "Suerte que había sobrecarga!" dijo´ Macedonio Fernández
"Fui víctima de la calumnia, de la ingratitud, de la injusticia, tantas veces... y algunos días o algunas noches, tengo el alma cansada" Luis Alberto Battaglia
"Le recordamos que somos editorial importante, ya que importante es la que no publicó ningún libro malo, y no publicamos ningún libro" ´Sólo un escarabajo´ Luis Alberto Battaglia
PREGUNTARON A BORGES ¿CREE EN LA EXISTENCIA DE INTELIGENCIA EXTRATERRESTRE? Y ÉL CONTESTÓ ¿CREE EN LA EXISTENCIA DE INTELIGENCIA TERRESTRE?






BIENVENIDO A LAS METROLETRAS


((((())))))))))))


((((())))))))))))

Índice general del bog

(colocá el puntero sobre el enlace interno del blog donde quieras entrar y hacé un click)

SEGUIR MI BLOG PUEDE RESULTARTE UNA GRAN EXPERIENCIA Y DE MUCHA UTILIDAD, PARA HACERLO HACÉ CLICK EN LA PALABRA "SEGUIR" QUE FIGURA JUSTO ARRIBA DE MI FOTO. Cuando aparezca este mensaje: "502. That’s an error" LA OPCIÓN ES QUE INGRESES con cierta regularidad NO TE VAS A ARREPENTIR




* Si querés ayudar a que las actividades culturales Nuevas Letras, Ediciones Battaglia y Paginantes sigan existiendo auspiciá Nuevas Letras y/o sugerirle a alguien que lo haga



Citando este código ECDLMO190608 hasta el 31/5/2020 TENÉS UN MES GRATIS EN MI TALLER LITERARIO (el 2º que concurras) no más de 1 mes por persona